Qué es la ozonoforesis


La ozonoforesis es una técnica que permite la penetración inducida de ozono en la piel, por medio de un campo eléctrico de alto voltaje y mediana frecuencia.

Se vale de un electrodo especial de vidrio a través del cual se aplican breves impulsos de corrientes galvánica y farádica de alto voltaje que producen un doble efecto: por una lado, el electrodo al hacer contacto con la piel genera instantáneamente ozono en la zona de aplicación; y éste a su vez, produce el fenómeno de electroporación, en el cual las células despolarizan sus membranas y se forman pequeños orificios o micro poros por los que penetran las moléculas de su alrededor, los micro poros se cierran cuando la corriente deja de transmitirse.  De este modo, la técnica favorece una mayor absorción del propio ozono y de las sustancias activas aplicadas en la dermis.

La ozonoforesis se considera un tratamiento de micro-meso-terapia estética, no invasivo, ni doloroso.

 

Ventajas de la ozonoforesis con respecto a otras técnicas

Actualmente existe una variedad de tratamientos electroestáticos que facilitan la penetración  transcutánea de preparaciones cosméticas o medicamentosas (ya sean en solución acuosa o en base de gel hidrofílica), por la acción estimulante de una corriente o campo eléctrico de tipo galvánico o farádico.

Las ventajas de la ozonoforesis sobre otras técnicas son:

  • No hay riesgo de quemaduras químicas, fasciculaciones musculares, dolor o inflamación, debido a que los pulsos de voltaje No son ionizantes y la operación del electrodo es completamente atérmica.
  • El electrodo de vidrio puede permanecer en contacto con la piel por tiempo indefinido según las necesidades, a diferencia de los equipos comunes de alta frecuencia.
  • Carece de electrodo de retorno (placa masa).
  • No es invasiva.
  • Induce el trasporte transdérmico de sustancias iónicas, no iónicas y lipídicas, gracias a un gradiente de concentración formado activamente al momento de suceder la electroporación.
  • No está contraindicado en prótesis metálicas internas, aún dentales o maxilofaciales.

 

Sustancias que puede transportar

Este equipo logra la penetración activa de sustancias de alto o bajo peso molecular que atraviesan la barrera dermo epidérmica sin provocar dolor; substancias con efecto médico/cosmetológico que pueden administrarse en forma liposomada, gel, crema, pomada, lociones, aceites, etcétera. Los principios activos presentes penetran primeramente en el compartimiento extracelular y luego, al formarse esos pequeños canales llamados electro poros se favorece el ingreso, rápido y profundo de las sustancias utilizadas hacia el interior de las células, logrando así los resultados deseados. Estos efectos se traducen en resultados rápidos y visibles en casos de envejecimiento, arrugas y flaccidez facial.

La selección de cuáles activos conviene transportar por vía transcutánea depende del efecto que espera conseguirse. En general, la ficha técnica de los preparados dermo cosméticos, dermatológicos o farmacológicos permite conocer sus propiedades importantes. Hay ciertos productos o componentes de las formulaciones que pudieran ser potencialmente tóxicos si llegan a penetrar estratos profundos de la piel por efecto de la electroporación.  En caso de duda, siempre se puede recurrir al empleo del OZONO transdérmico como único “producto” a transportar, garantizando una total seguridad.

 

Propiedades cosméticas del ozono

El ozono por si solo es uno de los recursos biológicos naturales más poderosos para oxigenar, hidratar y exfoliar la piel.

El ozono al contacto con las membranas celulares forma una serie de metabolitos especiales cuyo efecto casi inmediato es romper las excesivas fuerzas de cohesión y enlaces entre células vecinas, así como eliminar los principales efectos de la agresividad del medio ambiente contaminado, favoreciendo notablemente la relajación, flexibilidad, mayor permeabilidad e hidratación tisulares.  El ozono aumenta la capacidad, específicamente en las células de la piel, para absorber nutrientes (oligoelementos, vitaminas, minerales, aminoácidos, etcétera), pero sobre todo oxígeno. Esto mejora la vitalidad de la piel, su aspecto y grado de hidratación.

Por otro lado, la acción bactericida, antiinflamatoria, la activación capilar a nivel local, el aumento de la oxihemoglobina y la mejoría de las características tisulares producidos por el OZONO, producen en la piel un fuerte poder cicatrizante en heridas, fístulas, bordes de úlceras, etcétera, de gran valor en el tratamiento de eczemas, acné, celulitis y varios tipos más de problemas de la piel rebeldes a otros tratamientos dermatológicos y/o cosméticos.

 

Resultados estéticos

Esta nueva técnica, revolucionaria en estética, multiplica los efectos y resultados de la habitual aplicación por vía tópica y también los que se consiguen ionizando un cosmético, ya que principios activos incapaces de franquear el estrato córneo pueden penetrar mucho más profundamente en la piel por efecto de la ozonoforesis.

 

Compatibilidad con otras técnicas en medicina estética

La ozonoforesis es perfectamente compatible con las siguientes técnicas para tratamiento estético y cosmético: meso terapia en su modalidad de biolifting (administración de micro dosis de fibroblastos solos o en combinación con remedios antihemotóxicos); drenaje linfático manual; vendas frías; microdermoabrasión; uso del rayo láser en medicina estética; lifting en su modalidad de “hilos rusos tensores”.

Es un eficaz auxiliar en la recuperación después de una cirugía plástica en cualquier parte del cuerpo, por ejemplo, después de una lipectomía o una lipoescultura.

 

Otros usos en medicina clínica y dermatológica

Por sus propiedades antiinflamatorias, bactericidas y regeneradoras es el adyuvante ideal para los tratamientos de acné, herpes simple o herpes zoster, bordes de heridas o fístulas, en heridas post-quirúrgicas, quemaduras, eczemas, dermatosis, lesiones post-quimioterapia, micosis superficiales, lesiones post-traumáticas, etcétera.

 

Contraindicaciones en ozonoforesis                                                              

No se debe aplicar ozonoforesis en personas que utilizan marcapasos u otros dispositivos electrónicos, y se debe tener cuidado en la zona de cuello, evitar la región anatómica de tiroides, y en la cara  la región peri orbitaria. La profundidad del efecto de electroporación es de 4 mm aproximadamente.